Editorial

  • Francisco Javier Romero Barraza Universidad de la Costa, CUC

Resumen

La importancia de la escritura científicaLa función más conocida de la escritura es la función comunicativa: se escribe para comunicar a otros algo que inicialmente es del autor; esto en la Investigación tiene que ver con publicar, difundir. Además, a través de esta comunicación escrita, el que escribe empieza a promocionarse profesionalmente. Por otra parte, la escritura posibilita contactarse con otros que no están físicamente presentes, extiende los límites espaciales de la comunicación; la escritura sirve para representar información, presentándose la escritura como una herramienta o como un instrumento que sirve a la humanidad para registrar información y darle permanencia en el tiempo, extendiendo la memoria humana, “ampliando” la capacidad del cerebro. Y esto ocurre a nivel de cada individuo alfabetizado y también para la humanidad, cuya memoria colectiva abarca el conjunto de bibliotecas y archivos del mundo. El proceso de escritura científica tiene fundamentos que la soportan, que van más allá de presentar los resultados de un proceso de investigación. Pretende transmitir a los lectores estos resultados de una manera que facilite la mejor comprensión del mismo desde la perspectiva del lector, En aras de esto, la comunidad científica difunde textos que complementan la formación de los profesionales y que ayudan a estructurar los potenciales artículos que los investigadores y profesionales desean publicar; hoy por hoy no es fácil encontrar un porcentaje alto de profesionales de las ciencias jurídicas que se dediquen a la escritura científica. Por lo anterior, debe sembrarse nuevos caminos orientados a superar el limitado enfoque en la formación no solo de las disciplinas relacionadas con el Derecho, sino también todas aquellas que interactúan con el fenómeno que hoy en día conocemos como globalización. Por esta razón hay que considerar nuevas búsquedas de elementos integrales y sistemáticos que brinden a la nueva generación rumbos y alternativas que ayuden a superar el limitado enfoque tradicional educativo al cual están sometidos los futuros profesionales del derecho; para afrontar los nuevos y constantes retos que demanda el mundo moderno. Debemos unir esfuerzos en la divulgación e impulso de la escritura científica, y lograr de esta forma que las ciencias sociales alcance la repercusión social que se merece a través de su contribución al progreso de la humanidad y al desarrollo de los pueblos. A esta apasionante tarea estamos todos convocados.
Publicado
2013-09-30
Cómo citar
Romero Barraza, F. (2013). Editorial. JURÍDICAS CUC, 9(1), 5-8. Recuperado a partir de https://revistascientificas.cuc.edu.co/juridicascuc/article/view/455

Artículos más leídos del mismo autor/a